News

Pàgina 1 de 32  > >>

jul 7, 2017
Categoria: General
Penjat per: walhalla44
Se cumplen estos días 80 años de la batalla de Brunete
jun 25, 2017
Categoria: General
Penjat per: walhalla44
Ludografía: la División Azul
jun 6, 2017
Categoria: General
Penjat per: walhalla44
La División Azul, 1941-1943
Noticias
 

Las falanges del orden negro

Crímenes de guerra de las Waffen SS

por Enric Martí

 

El truco del flautista con las ratas de Hamelin no salió bien más que una vez.

Adolf Hitler

Entre las formaciones militares del siglo XX, también conocido como el siglo de la violencia, destacan por su siniestra popularidad, por activa o por pasiva, las del partido nazi: las Waffen SS. Su determinación en el combate, su tenacidad y, por qué no decirlo, su efectividad y resolución, las hacen dignas de admiración en lo que a cualidades militares se refiere. Todo ello  no es excusa, óbice o valladar para que ni por un momento todo este crisol de cualidades nos confunda acerca de sus crímenes de lesa humanidad y su total indiferencia e ignorancia de las leyes más básicas sobre el trato a prisioneros y colectivos no combatientes.

Sería un estéril ejercicio de demagogia creer que los cerca de 900.000 hombres que en un momento u otro formaron parte de las diversas unidades de las SS tenían como denominador común la psicopatía en grado sumo, pero de igual forma proyectar nuestro parecer al polo opuesto y asumir el cínico placebo del acatamiento de órdenes y las normas no escritas de la guerra sirve sólo para contentar a tibios y diletantes.

Días de vino y rosas

Días de vino y rosas.

En los diarios oficiales de las diversas unidades se suele omitir o cuánto menos ocultar con eufemismos los actos calificados como crímenes de guerra. Los supervivientes de los mismos en no pocos casos optaron por no dar testimonio y así evitar el dolor de tener que revivir los mismos en interminables sesiones judiciales. Por ello es de creer que numerosos casos han sido pasados por alto o directamente obviados. A continuación vamos a relatar someramente los más significados casos de masacres cometidas por estas unidades, englobadas por el marco geográfico en él que fueron ejecutadas:

En el Este
La primera atrocidad documentada tuvo lugar durante la campaña de Polonia. El 19 de   septiembre de 1939, un soldado de las SS agregado a la Panzerdivision Kempf llamado Ernst y un policía militar sacaron a 50 judíos, los condujeron a una sinagoga y allí los asesinaron. Arrestados y sometidos a consejo de guerra, fueron condenados a tres años de prisión el primero  y  a  nueve  el segundo. Pero un juez de Berlín  justifico su acción con estas palabras “….arrastrado por un entusiasmo juvenil….” Ninguno de los condenados paso un solo día en prisión.

Pocas semanas después del inicio de la operación Barbarroja (la invasión de la URSS) la 5ª División de las SS Wiking asesinó a 600 judíos como represalia. A principios de 1942, la 1ª División SS Leibstandarte fusiló durante un período de tres días a todo prisionero soviético que cayó en sus manos por la muerte de seis soldados de las SS. En total fueron masacrados 4.000  hombres. Esta unidad, junto con la 3ª División SS Totenkopf, fue responsable del asesinato de 20.000 civiles en la ciudad de Jarkov.

Tropas Totenkopft

Tropas de la Totenkopft en acción.

En septiembre de 1941, una de las compañías de la 2ª División SS Das Reich en traslado por retaguardia ayudó al exterminio de 920 judíos en las cercanías de Minsk. Durante ese mismo período, la 8ª División SS Florian Geyer informó de la muerte de 260 soldados soviéticos y de 6.504 civiles en una “operación de pacificación” ¡Laminación sería un eufemismo más apropiado que pacificación!

Pacificación a la alemana

 

En el Sur

Las atrocidades cometidas en los Balcanes son numerosas, destacando en las mismas las perpetradas por la 7ª División SS Prinz Eugen: incendio de pueblos, matanzas indiscriminadas,  torturas y fusilamientos. El general Paul Hausser, al comparecer ante el tribunal de Nuremberg alegó que en los Balcanes la guerra siempre tuvo una tradición de brutalidad ¡En Roma haz  como los romanos! Además, recordó que la división estaba formada por alemanes de raza, pero nacidos en Yugoslavia ¡Olvidaba el pequeño detalle de que la mayoría de suboficiales y la  inmensa totalidad de oficiales eran alemanes de pura cepa!

 

En septiembre de 1943 la 1ª División SS Leibstandarte se encontraba en Italia en reorganización  y descanso previo regreso al temible frente ruso. Antes de ello y durante el curso de una acción anti partisana, el pueblo de Boves fue arrasado y sus habitantes masacrados; el oficial al mando fue el posteriormente afamado Joachim Peiper, jefe del kampfgruppe de igual nombre en las Ardenas.

En el verano de 1944 la 16ª División SS Reichführer, también de descanso en segunda línea tras la dura lucha a lo largo del río Arno, participó en una acción de castigo que tuvo como resultado la muerte de 2.700 civiles italianos. Tras la guerra, su comandante Max Simon fue condenado a muerte por un tribunal británico, pero la sentencia fue conmutada por una pena de prisión: en 1955 ya era un hombre libre ¡Cualquier tropelía resulta a la práctica gratuita bajo el prisma de  las hipócritas democracias occidentales!

Durante el mismo período, pero en tierras griegas, un convoy de la 4ª División SS Polizei fue tiroteado, siendo el pueblo de Klisura el más cercano a la emboscada. Siguiendo la lógica de las alimañas, el tranquilo pueblo del norte de la península helénica fue arrasado y sus habitantes masacrados. Esta división estaba desplegada en flanco derecho de la División Azul española (250 División) en la batalla de Krasni Bor, librada en las afueras de Leningrado (1943).

Occidente

El 27 de mayo de 1940, la IV brigada de la 2ª División británica cubría la retirada a lo largo del río Lys enfrentándose a la División SS Totenkopf. El 1º de Royal Scots, el 2º de Royal Norfolk y el 1º y 2º de fusileros de Lancashire fueron arrollados. Cerca de un centenar de combatientes del Norfolk fueron cercados en una granja cercana a Le Paradis, negándose a  capitular. Tras ardua lucha se entregaron a los hombres de la 4ª compañía del 1er Regimiento al mando del capitán Fritz Knochlein.

 

Tras registrar a los prisioneros se les hizo desfilar ante un muro y allí dos MGs abrieron fuego; los moribundos fueron rematados a bayonetazos. Dos supervivientes fueron más tarde  apresados de nuevo por una unidad  de la Wehrmacht e ingresados en un hospital. Tras  la guerra declararían contra Knochlein, que fue condenado a muerte el 25 de octubre de 1948; fue ahorcado tres meses después.

A inicio de 1944 la 2ª División SS Das Reich se recuperaba en el sur de Francia de los estragos del frente de Este. Durante su estancia participo en la operación: Ceniza y Sangre contra los partisanos que operaban en el área de Auvergne; sólo en el pequeño pueblo de Tulle fueron ahorcados 100 hombres y mujeres. Tras el Día-D (6 de junio) se le ordenó que marchara de inmediato hacía Normandía.  En el trayecto, un francotirador mató a un oficial en las cercanías   del pueblo de Oradour-sur-Glane. En represalia, el 1er batallón del 4º regimiento quemó y asesino a toda la población sin distinciones de hombres, mujeres o niños: 642 seres humanos entre los que cabe contar a 207 niños.

Ruinas de Oradour

Ruínas de Oradour en la actualidad.

En el parte oficial de la división consta que durante aquel día se efectúo una operación de limpieza…. detallando que hubo dos heridos entre los componentes del batallón; uno por fuego amigo y otro por acercarse demasiada a las llamas ¡Asesinos, rompetechos y pirómanos, menudas perlas negras!

españoles muertos en Oradour

Víctimas españolas en Oradour. Perecieron criaturas de 1,2 3 y 8 años.

Entre los últimos días de junio y principios de julio de 1944 en el bocage normando 64 prisioneros canadienses y británicos, algunos de ellos heridos, fueron fusilados in situ por la 12ª División Panzer SS Hitlerjugend que trataban de esta forma crearse fama de duros e implacables…¡Juventud divino tesoro! Tras la guerra, se confirmó que las unidades habían recibido orden de matar a los prisioneros tras interrogarlos. Su general Kurt Meyer fue llevado ante los tribunales. El veredicto de fecha 28 de diciembre de 1945 lo condenó a muerte…fue puesto en libertad el 7 de septiembre de 1954.

En el invierno de 1944, volvemos a encontrarnos con Jochen Peiper al mando de su legendario kampfgruppe en su imparable avance hacia el oeste en la ofensiva de las Ardenas. Parece ser que la custodia de prisioneros era un incordio que ralentizaba la carrera hacia la ribera del  Mosa. En razón de ello, prisioneros aislados y pequeños grupos eran ajusticiados sobre la marcha. Pero el canto de cisne del horror llegará el 17 de diciembre en el cruce de carreteras de las afueras de Malmedy, donde 71 norteamericanos fueron asesinados sin piedad. Cuatro horas  más tarde, una quincena de prisioneros que habían fingido su muerte se levantaron de súbito y  corrió a refugiarse en una granja cercana; perseguidos y apresados de nuevo, fueron fusilados  de inmediato. Sólo un  escaso grupo logró escapar, entre ellos el teniente Virgil T. Lary cuyo testimonio fue determinante en el posterior juicio a los responsables.

Masacre en Malmedy

Masacre en Malmedy.

El tribunal militar reunido en Dachau dictó el 16 de julio de 1945 43 condenas a muerte, una de las cuales para Peiper, además de 23 cadenas perpetúas y iversas condenas menores. Las penas de muerte serían conmutadas: en 1956 salía en libertad el último de los condenados que seguía en prisión.

Destino ineludible

Destino ineludible.

Reflexión

Más allá del interés que pueda tener cualquier aficionado a la historia militar, uniformología,  miniaturismo o a los juegos de guerra en sus múltiples plataformas, si alguien persiste en su  tolerancia y benevolencia hacia el modus operandi de las Waffen SS con grotesca y sórdida devoción, como primera medida debería hacer un sincero examen de conciencia que sin duda le llvará a la inapelable conclusión de que necesita ayuda facultativa con carácter de urgencia. Su nexo de empatía con el género humano está sufriendo un severo quebranto, quizá irreversible.

Justo final

Para un justo final (foto autor)